“La amistad nace en el momento cuando una persona le dice a otra: "¿Qué? ¡Tú también! Yo pensé que yo era el único que...”—C.S. Lewis

COMPAÑEROS QUE ENTIENDEN SU TRAVESÍA

Estando aislado, es fácil pensar que usted es la única persona que ha pasado por ese camino. Como padres de niños con discapacidades, lo entendemos muy bien. La mayoría de nossotros hemos sentido así también, pero ahora podemos recordar y decir que “El momento cuando comencé a sentir que no estaba solo fue cuando comencé a conectarme con otros padres”.

Quizás pregunte ¿”De veras? ¿Son tan importantes las conexiones entre padres”? La respuesta sencilla es que sí. Si aprende sólo una cosa en este sitio, queremos que eso sea la comprensión de que conectarse con otros padres es la acción más poderosa que puede tomar para su niño y para usted mismo.

Bueno, otros padres no van a “arreglar” mágicamente a su niño ni decirle ningún tratamiento secreto. A través de sus experiencias, también es cierto que por sus ejemplos de supervivencia y aguante, le darán esperanza y ésta es más valiosa de lo que puede pensar.

 

TEXAS PADRE A PADRE


Hay muchas maneras de conocer y hablar con otros padres. Texas Parent to Parent es una organización fundada y liderada por los padres de niños con discapacidades, enfermedades crónicas y necesidades de salud especiales a través del estado de Texas. Su misión es empoderar a los padres a través del apoyo padre-a-padre, referencia de recursos y educación. Su sitio web tiene una función de búsqueda para encontrar grupos de apoyo en su comunidad, recursos y una herramienta para unir a los padres para que se den apoyo emotivo e información. Los padres pueden unirse a listservs geográficos y de temas específicos para compartir información y solicitarla de los demás.

“Todos somos interdependientes. Ningún hombre es una isla. Nos necesitamos mutuamente. Cuando la fortuna nos permite una oportunidad para ofrecer ayuda desinteresadamente, no solamente recibe ayuda la otra persona, sino que nosotros también. Emergemos cambiados, sintiéndonos bien con nosotros mismos y con lo que hemos hecho”. —Dan Wilkins

BUENOS CONSEJOS

Los trabajadores sociales del hospital, las enfermeras y los doctores también son excelentes recursos para encontrar a otros padres.

 

“Cuando nos preguntamos honestamente que persona de nuestra vida nos importa más, con frecuencia nos damos cuenta que son quienes en lugar de darnos consejos, soluciones o tratamientos, deciden compartir nuestro dolor y tocar nuestras heridas con una mano sensible y cariñosa”.—Henri Nouwen

 CONEXIONES POR INTERNET

Muchas organizaciones tienen secciones en sus sitios web para que los padres compartan su historia. March of Dimes es uno de éstos. La mayoría de estos sitios requieren que cree una cuenta para entrar al sitio antes de poder publicar un comentario o una pregunta, pero puede aprender mucho y sentirse conectado con solamente leer comentarios publicados por otros padres con los que tiene cosas en común.

Facebook también es una herramienta muy útil para conectarse con otros padres. Algunos de los grupos de apoyo en Facebook están abiertos para padres de niños con cualquier tipo de discapacidad. Otros están limitados a una discapacidad particular. Hagan la búsqueda más amplia que puedan. Eso les dará el máximo rango de opciones para conectarse.

Mommies of Miracles (Madres de Milagros) es una organización nacional que conecta a los padres de niños con discapacidades. También es un buen lugar para aprender sobre otros recursos.

Saber como hacer búsquedas efectivas en línea puede ayudarle a encontrar grupos de padres. Aquí tiene consejos que funcionan para la mayoría de los motores de búsqueda y bases de datos de investigación para ayudarle a obtener mejores y más precisos resultados. Vea también la sección titulada Consejos y herramientas para hacer búsquedas en el Internet.

“Uno no se recupera de los eventos de la vida, sino que los lleva consigo, los teje, crece junto con ellos, se transforman en quien eres. Son la vida misma. Es imposible saber de que otra manera podría haber resultado mi vida, y a decir verdad, no la cambiaría por ninguna otra”.—Charles L. Mee, tomado de A Nearly Normal Life, A Memoir